Si haces Yoga por la mañana, el poder del Yoga impregna cada minuto de tu día

El yoga puede ser un entrenamiento más completo en la mañana de lo que la mayoría piensa. Es fácil en una práctica de yoga utilizar todos los músculos importantes del cuerpo.

Consigues comenzar bien el día

Es importante saber que algunas posturas te llenan de energía, mientras que otras están destinadas a producir calma y relajación, según esto deberás practicar unas posturas u otras en el momento adecuado del día. Las posturas como flexiones hacia atrás son vigorizantes, las posturas de pie te dan fuerza y resistencia mientras  que las torsiones desintoxican y alivian la tensión.


Conviertes el Yoga en una rutina diaria

Otro de los beneficios de la práctica por la mañana es que se convierte en una rutina,  lo que va a encajar dentro de tu ajetreado día. Cuando no tienes un horario establecido para el yoga, el tiempo tiende a desaparecer, surgen las responsabilidades y acabas por abandonar la práctica de yoga. Planificar tu sesión a la misma hora cada mañana simplifica las cosas al mismo tiempo que mejora el resto de tu día, puesto que lo inicias con mucha confianza y preparado para cualquier cosa.

Cualquier momento del día es bueno para practicar yoga,  aunque siempre se ha recomendado hacer yoga por la mañana. ¿Por qué? Es el momento más tranquilo, con menos distracciones, mejor  estado de ánimo, borra los pensamientos, aumenta la energía y la resistencia física. Además, por las mañanas no tenemos las preocupaciones que pueden surgir más tarde, a lo largo del día

Una breve sesión te puede llevar muy lejos

Cuando el tiempo es esencial, la mejor postura a primera hora del día que puedes hacer para obtener energía es el Saludo al Sol. Considerada la madre de todas las posturas de yoga, está diseñada para despertar el conjunto mente-cuerpo, ya que incluye casi todos los elementos de una práctica completa. Conectando la respiración con el movimiento, flexiones hacia delante y hacia atrás, fuerza y una ligera inversión, te sentirás renovado y revivido. La realización de 8-10 saludos al sol te preparará para afrontar el día con mucha energía.

Fuentes/Agencias